Sobre esta web

¿Para qué esta web?

Comencé el blog www.flexiseguridad.es / www.flexiguridad.es en 2006 como una forma de tratar de ordenar mis propias ideas sobre este modelo, que conocí hace años a través de los medios de comunicación portugueses. Espero que el desarrollo del blog y los comentarios de los lectores me ayuden a formarme una idea más completa, ordenar las piezas de un puzzle sobre un programa que, de adoptarse en España, cambiaría radicalmente el mercado de trabajo.

¿”Flexiseguridad” o “Flexiguridad”?

Este pequeño problema lingüístico se da en casi todos los idiomas europeos (flexicurité/flexisecurité, flexissegurança/flexisegurança/flexigurança…). La única excepción es quizá el inglés, donde ya está adoptado el término flexicurity (no flexisecurity). En tanto no se generalice en español una palabra u otra, se utilizarán las dos a la vez, separadas con una barra: flexiseguridad/flexiguridad. Tal como ha señalado algún lector, esto hace más incómoda la lectura, desde luego, pero es una medida provisional, a la espera de que a lo largo de 2010 se fije el término. El término mayoritariamente empleado en España es flexiseguridad, del que soy partidario, porque la lengua española no es muy dada a formar compuestos tomando el principio de una palabra y el final de otra. Los traductores oficiales de español de la UE, por el contrario, se decantan por flexiguridad.

Ten en cuenta, además, que el colocar sistemáticamente ambos términos permite que lleguen a esta web indistintamente quienes interrogan a los buscadores por una palabra o por la otra.

el autor

   Vigo, 1970

 Soy Licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales (1992) y en Derecho (1997), he participado como coautor en el libro “Revisión del canon literario norteamericano: 1607-1890″ (2000) y he publicado un manual sobre Derecho administrativo funcionarial (2001). En la actualidad trabajo como profesor de Economía en Castilla-La Mancha. No soy un investigador, como mucho un divulgador, y no defiendo necesariamente la flexiseguridad/flexiguridad aplicada a la actual situación política y social española, para empezar porque no la entiendo del todo (de ahí este blog, como decía más arriba). Pero me interesan las políticas económicas imaginativas contra el desempleo, y las alternativas interesantes a los remedios tradicionales (políticas fiscal y monetaria expansivas) que, independientemente de su utilidad pasada, están demostrando no ser ya eficaces. Y me interesa la flexibilidad por sí misma, el abrirnos a la búsqueda de territorios intermedios que aúnen en lo posible las virtudes de los extremos. Alguna forma de flexibilidad tendremos que adoptar, porque algo falla en nuestro mercado laboral. España nunca ha sido capaz de crear suficiente empleo, ni siquiera en los años en los que presumía de altas tasas de crecimiento de la producción (por más que ese crecimiento fuera ficticio), así que tarde o temprano tendremos que explorar nuevas soluciones.

Me encanta que me escriba la gente que me lee. Aprendo muchísimo de los que se toman unos minutos y me los dedican, aunque sea para criticar ciertos tonos de la página.