El Presidente comparece por fin en la TV pública

Ya era hora. Increíblemente, el gobernante que ha tomado las decisiones más impopulares del periodo democrático, no había comparecido hasta ahora para explicar su política a los electores, y ya van más de ocho meses desde que tomó posesión.

Todo político debe saber que les debe a los ciudadanos algo más que reflexión y decisiones. Les debe palabras, les debe un calor que hasta ahora este Gobierno no ha dado. No basta con parecer más serios que el Gobierno anterior (esto sería demasiado fácil), hay que argumentar, hay que defender la política que se hace. Hay que intentar arrancar, si no el apoyo de la gente, sí la comprensión. Un Gobierno frío no puede aspirar a cambiar seriamente la economía sin convencer a los agentes económicos, porque lo económico -lo sabemos de sobra-  está influido por la psicología de masas, que a su vez se apoya en el liderazgo.

En la entrevista, el Presidente no estuvo brillante, pero al menos intentó ser natural. Para un político que se ha demostrado absolutamente incapaz de dar los buenos días sin leerlo en una nota, el Sr. Rajoy mostró algo de calor, bastante rigor aunque no lo suficiente para dar a entender lo urgente de la situación.

Comparezca más ante los electores, señor Presidente, o sus medidas no necesitarán enfrentarse a las tormentas macroeconómicas: fracasarán antes por la incomprensión que generan.

Speak Your Mind

*