Las grandes ETT apoyan la flexiseguridad/flexiguridad

La AGETT (Asociación de Grandes Empresas de Trabajo Temporal) ha declarado que prevé un aumento del desempleo en España hasta el 13%-14% a partir de 2010 (unos 300.000-500.000 parados más al año), en la presentación de su informe sobre Mercado Laboral 2008.

Por su parte, Xavier Prats, Director de Empleo, Estrategia de Lisboa y Asuntos Internacionales (!) de la Comisión Europea, declaró que las patronales europeas de agencias de empleo habían aportado un gran apoyo a las primeras líneas de diseño de la estrategia europea sobre flexiseguridad/flexiguridad, que se plasmarían en los acuerdos de Lisboa. Recordó también el papel preponderante que este modelo laboral asigna a los servicios de empleo.

Cada uno oye lo que quiere oír…

vinheta011.gif

La CEOE incluye una “flexiseguridad/flexiguridad a la americana” entre sus medidas

La Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) pidió, durante un acto organizado por el Foro ABC y Deloitte, que el Gobierno acometa urgentemente una serie de medidas estructurales y retrase otras (como la subida del salario mínimo) con el fin de evitar la previsión que esta patronal hace de las cifras de desempleo para 2010: medio millón de parados más.

El Presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán, ha afirmado también que la patronal, al margen de lo que haga el Gobierno, aplicará sus propias reformas, entre las que se encuentra una “flexiseguridad/flexiguridad a la americana”, que entiende como la apuesta por “contratos flexibles y seguros” (???), abandonando el prejuicio de que el trabajador debe realizar toda su vida laboral en la misma empresa.

 

El Ministro de Trabajo de Portugal defiende la flexiseguridad/flexiguridad como respuesta a un mercado laboral “demasiado rígido”

El mercado laboral portugués es demasiado rígido y necesita medidas de flexiseguridad/flexiguridad, ha afirmado el Ministro de Trabajo y Solidaridad Social de Portugal, Vieira da Silva. Ha recordado que los sindicatos y patronal europeos ya reconocieron en diciembre que una flexiseguridad/flexiguridad bien diseñada y consensuada puede traer beneficios a todos los agentes sociales y grandes beneficios económicos globales.

Vieira da Silva reconoce que el mercado portugués desafía la ley laboral por la profusión de contratos atípicos (vale decir, ilegales) y el escaso poder de control de la autoridad laboral. Por ello reclama mayor serenidad en los interlocutores sociales portugueses, que ve demasiado crispados, para acometer una reforma que adecue las prácticas laborales de las empresas portuguesas a una legislación más flexible.